castillo-de-los-guzmanes-en-niebla

Lo hicimos ayer una visita al Castillo de Guzmanes en Niebla,, Huelva. Tenía muchas ganas de visitar este castillo porque lo hice cuando era pequeño y tengo muy buenos recuerdos de él.

Nada más llegar a la localidad de Niebla, bajo el sol abrasador a pesar de casi tocar el mes de noviembre, intentamos buscar un aparcamiento lo más cerca posible del castillo. Quizás porque salimos con tiempo suficiente (llegamos alrededor de las 12:50 de la mañana), no fue difícil encontrar un buen lugar para estacionar, y no demasiado lejos. A pocos minutos andando no solo estaba el Castillo de los Guzmanes, sino también Feria de Artesanía Medieval que coincidió este fin de semana. La feria medieval justo enfrente de las murallas del castillo es la compañera perfecta si quieres crear escenas medievales de la forma más realista posible.

En la feria medieval pudimos encontrar de todo: desde lo típico lector de tarot que lee tus cartas, incluso las bien perfumadas soportes de jabón y esencias, pasando por uno donde figuras de vidrio están hechos actualmente, otro donde podría tatuar algo en una canoa, otros de joyas de cuero, otros de accesorios de goma, otros de quesos, uno de espadas y katanasetc. Obviamente también hubo aquellos para la restauración, para el deleite de todos los que estábamos presentes: pizzas, carnes, tortitas, cervezas artesanales, etc.. Todo este escenario no parece inusual desfile donde los caballeros demostraron el manejo de la espada y las hermosas damas caminaban con los mejores trajes, etc.

Leer más:  ¿Qué ver en Palencia?


castillo-de-los-guzmanes-en-niebla-feria-medieval

Una vez que decidimos atravesar el muro del fondo del castillo, en el interior encontramos varios stands de la feria medieval, algunas casas de los habitantes del pueblo y al final de la puerta que daba a la entrada al castillo. Pagamos en consecuencia allí entradas, 4 euros cada uno de ellos, que incluía todas las visitas al castillo que queríamos hasta el cierre (20h), tiro con arco, fotografía de vestuario y un recorrido por la zona en bus turístico.


castillo-de-los-guzmanes-5

Entrando al Castillo de los Guzmanes


castillo-de-los-guzmanes-1

Lo primero que encontramos al entrar al castillo es su Planta cuadrangular, dividida en dos grandes patios rodeados por varias torres cuadradas.. El edificio se eleva en la esquina noreste y tiene un plano de planta cuadrado en la parte superior del muro defensivo. El material utilizado en la construcción de este castillo es una mezcla de piedra y barro. El origen de este castillo es de tiempos Romanos, cuyos restos fueron utilizados en la construcción musulmana, los arquitectos de la fortaleza que en 1262 pasó a manos cristianas gracias a la obra de Alfonso X. Es decir, el castillo al lado del cual Romanos, árabes y cristianos han pasado, aunque también se cree que tuvo presencia turdetana.


castillo-de-los-guzmanes-2

Conseguimos acceder a varias salas temáticas como Cámara de la condesa, donde explica con carteles quién era la condesa del lugar y cuánto tiempo vivió en el castillo, armería, cetrería y mazmorras, este último fue el más entretenido y revivido por los actores del lugar … En estos calabozos se podían encontrar cadenas atadas al suelo para posibles prisioneros en las que había más de 30 instrumentos y máquinas de tortura.

Con algunas torres del castillo también podríamos pensar en un pasaje Río tinto, único en el mundo por su composición y Puente romano pasando a través de él.


castillo-de-los-guzmanes-3

Como hemos podido saber, este castillo resistió el gran terremoto ocurrido en 1755 (causó algunos daños que luego fue reconstruido) y Guerra de Independencia, donde los franceses destruyeron parte de su muralla.

Como es habitual en mis artículos, me gusta no solo escribir experiencias, sino también acompañarlas con fotos (fueron tomadas personalmente) que pueden acercarte un poco más al día que viviste. En él se puede observar la entrada decorada al castillo, parte de la feria medieval (que hace referencia a la exhibición de halcones) y dos procesiones, vistas tanto desde su planta como desde lo alto de la torre.


castillo-de-los-guzmanes-4

Como conclusión final, añadiré que encontré un castillo muy bonito y cuidado, con una historia bastante importante a sus espaldas y con la felicidad de alojarme en un pueblo pequeño y acogedor, situado muy cerca de la ciudad de Huelva (a solo 20 minutos). Visita obligatoria, sin duda.

¿Quieres reservar una guía?